Señala la CANADEVI, que la vivienda de interés social se ha vuelto inaccesible para los trabajadores de menos ingresos, no le alcanza con crédito de INFONAVIT ni sumando subsidio

Roger Rodríguez Acevedo, presidente de la Cámara Nacional de Desarrolladores de Vivienda en Quintana Roo (CANADEVI), dijo que si bien el ritmo de colocación de vivienda en la entidad en lo que va de año es similar a la del año pasado, cuando se colocaron un total de 25 mil viviendas, se manifiesta una baja en la colocación de vivienda económica.

Esto se debe a que la vivienda de interés social se ha vuelto en los últimos años, prácticamente inalcanzable para los trabajadores de menores ingresos en Quintana Roo, una vivienda económica tiene un precio de unos 340 mil pesos, mientras que el crédito de INFONAVIT para estos trabajadores es de alrededor de 200 mil pesos; de alcanzar subsidio el derechohabiente sumaría otros 70 mil pesos, aun así le resulta insuficiente para la obtención de su patrimonio.

Según el último informe de la Comisión Nacional de Vivienda (CONAVI), Quintana Roo registra una demanda de vivienda de 815 mil 662 habitantes, de estos 420 mil 420 habitan en una vivienda rentada y de estos 84 mil 488 lo hacen en cuarterías. Los 395 mil 942 restantes, ocupan un área irregular que impacta unas 12 mil hectáreas.

Teresa Yah Sánchez