La tesorería municipal dio a conocer que no dejarán deuda de sus proveedores, razón por la que se lleva un programa de austeridad e indicó que incluso se espera la calificación de finanzas estables por parte de las calificadoras internacionales

Se dio a conocer que desde que inició el año se ha llevado un plan de austeridad en las finanzas y se cuida el gasto para poder entregar buenos resultados a la siguiente administración.

De ahí que ahora se estén pagando a los proveedores propios y no dejar deudas de esta administracioón, lo cual es una regla de contabilidad gubernamental y financiera.

Y en estos momentos se tiene una recaudación a la baja, pero es normal, por lo que ya se prepara con todas las direcciones el poder llevar a cabo una jornada de descuentos para el 15 de julio a fin de mes.

Se dijo que hasta ahora las finanzas municipales son sanas y se han hecho las evaluaciones por las calificadoras que han señalado que las finanzas son estables.

Susana Pérez