La Cofepris declara aptas para uso recreativo  a un total de 263 playas ubicadas en los principales destinos turísticos del país

Como parte del periodo vacacional de verano, la COFEPRIS en coordinación con las autoridades estatales de Salud y la Red Nacional de Laboratorios de Salud Pública, procedieron a la realización del análisis de laboratorio realizado en agua de mar, en 263 playas de 17 estados costeros, que incluyen los principales destinos turísticos del país, mismas que arrojaron estar aptas para uso recreativo.

La autoridad sanitaria analizó en laboratorio más de 1,700 muestras de agua de los litorales nacionales de mayor afluencia pública de los principales destinos turísticos del país, cuyo resultado cumple los criterios de calidad establecidos como rangos de protección a la población usuaria.

De conformidad con los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el nivel que la Secretaría de Salud y la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) utilizan para establecer que una playa implica un riesgo sanitario, es de 200 Enterococos en 100 mililitros de agua.

Cabe destacar que la calidad de agua en los centros turísticos es un factor primordial para garantizar la protección de la salud de los usuarios, por lo que la autoridad sanitaria realiza estas pruebas desde 2003 con un enfoque preventivo.

Además, las playas limpias representan un factor determinante para el desarrollo de la actividad turística, que es un importante motor de la economía nacional. Gracias a estas acciones, algunas playas mexicanas han alcanzado paralelamente el distintivo Blue Flag, reconocidas como destinos sustentables.

En lo que respecta   Quintana Roo, fueron un total de 28 playas monitoreadas ubicadas en Cancún, Cozumel, Isla Mujeres, Othón P. Blanco,  Tulum y Solidaridad.

Betty May